impresión-offset

En el ámbito de la impresión offset, es importante tomar en cuenta el tipo de papel que se va a utilizar, y  si de impresión estamos hablando, existen decenas de fabricantes y distribuidores, y cientos de tipos y marcas de papel. Pero el 90% de los trabajos comerciales se realiza con alguno de los tipos siguientes:

PAPEL OFFSET:
Es el papel típico de fotocopiadora o impresora láser con ligeras diferencias de calidad. Existe en una amplia gama de colores además de blanco. Básicamente, se puede decir que es el ideal para poder escribir encima y se usa principalmente para: papel de carta, sobres, facturas, fotocopias, interiores de libros tipo novela etc. Este tipo de papel, es el más utilizado para la impresión offset.

PAPEL ESTUCADO:
Es el habitualmente utilizado en revistas, catálogos y folletos. No tiene “pelusa”, y no es recomendable para escribir encima, pues especialmente en el tipo brillante, la tinta resbala y se producen borrones. Se presenta principalmente con dos acabados:

– Estucado brillante
– Estucado mate

GRAMAJE:
Este concepto hace referencia al grosor o cuerpo del papel. Los gramajes imprimibles van desde 60 gramos hasta 350 gramos.
– El gramaje de referencia es el de 80 gramos que es el típico de fotocopiadora. También es muy utilizado en el interior de libros.
– Las tarjetas de visita suelen imprimirse en papel de 300 gramos. También las carpetas de presentación de presupuestos..
– Una portada de un libro de bolsillo suele ir en papel estucado de 250 gramos, muchas veces plastificado brillante.
– Un tríptico o un buzoneo suele ir en papel estucado brillante de 115 o 135 gramos.

Éste no es stan utilizado en la impresión offset, ya que el producto final es diferente.

ACABADOS:
Aparte de los procesos que requiere el formato del trabajo (plegado, grapado, hendido etc…) puede añadir algún acabado para darle al trabajo un aspecto más atractivo, mayor durabilidad y resistencia, etc… Los acabados más comunes son:
– Laminado mate: Se añade una capa de plástico mate que cubre el trabajo. El laminado mate da un aspecto de color más suave y tiende a quitar brillo al papel.
– Laminado brillante: Se añade una capa de plástico brillante que cubre el trabajo. El laminado mate da mucho más brillo al papel y tiende a hacer que los colores se vean más vivos.

PAPELES ESPECIALES:
A menos que el tiraje de su trabajo sea grande, le aconsejamos que se adapte a una gama de papeles en stock, si no, en tirajes cortos puede encarecer mucho el trabajo. Si la impresión es digital, esto es especialmente importante ya que no todos los papeles tienen un comportamiento óptimo.

Pin It

Leave a Comment